Introducción

El objetivo de un muestreo representativo es obtener una pequeña fracción de un lote de forma que la determinación de una de las características particulares de tal fracción represente el valor medio de las características del lote.

Nutega, como empresa dedicada a la nutrición animal, ve la necesidad de englobar los Reglamentos y recomendaciones existentes en cuanto a toma de muestras, en un documento de fácil uso, con el fin de agilizar el proceso, teniendo en cuenta unas recomendaciones previas.

De esta manera, las muestras a analizar serán representativas, obteniendo unos resultados extrapolables a todo el lote.

1. Definiciones

Para la correcta comprensión del método de muestreo que describiremos a continuación es importante tener claro el significado de los siguientes términos:

Lote: cantidad identificable de un producto, entregada en una vez y que presenta, a juicio del agente responsable, características comunes, como el origen, la variedad, el tipo de envase, el envasador, el expedidor o el marcado.

Sublote: parte de un lote más grande designada para aplicar en ella el método de muestreo; cada sublote deberá estar separado físicamente y ser identificable.

Muestra elemental: cantidad de material tomada en un único punto del lote o sublote.

Muestra global: agregación de todas las muestras elementales tomadas del lote o sublote.

Muestra de laboratorio: muestra destinada al laboratorio.

2. Factores a tener en cuenta previos a la toma de muestras

Los principales factores que influyen en la obtención de muestras representativas se resumen a continuación:

  • La toma de muestras deberá realizarse por personal cualificado, adecuadamente formado y motivado, conocedor de la importancia que esta operación tiene para obtener muestras verdaderamente representativas.
  • Para realizar la toma de muestras se deberán utilizar aparatos / material o instrumentos apropiados a tal fin, limpios y en buenas condiciones de mantenimiento. Es importante tener presentes las características técnicas de los instrumentos para la toma de muestras actualmente disponibles.
  • Siempre que sea posible es más conveniente utilizar toma muestras automáticos frente a la toma muestras manuales.
  • La toma de muestras deberá realizarse de forma que se evite la contaminación del producto durante la realización de la misma, en concreto, se deberá evitar realizar esta operación si las condiciones climáticas o ambientales son adversas y evitar que se produzca contaminación cruzada.
  • Las muestras elementales deberán tomarse a intervalos regulares y en toda la profundidad y extensión del lote. Cualquier cambio en el procedimiento preestablecido para la toma de muestra deberá quedar registrado.
  • Es importante tener presente en la toma de muestras que las impurezas más ligeras normalmente se encuentran en la superficie y las más pesadas en el centro y que el mayor o menor contenido en impurezas puede afectar al resultado final.
  • Los medios para el manejo (incluido su transporte) y para el almacenamiento de las muestras deben ser adecuados y los tiempos de almacenamiento previos a su análisis deben ser tan cortos como sea posible. Conociendo los factores que pueden influir en la variación de los contenidos en micotoxinas, tanto incrementándolos (por ejemplo, temperatura y humedad) como disminuyéndolos (luz solar), se podrá decidir el mejor modo de conservar y mantener la muestra hasta su análisis. Así, por ejemplo, en el caso de aflatoxinas, se recomienda guardar la muestra en bolsas de plástico opacas y conservar en condiciones de refrigeración hasta el momento de su análisis.
  • Unas buenas prácticas o procedimiento de muestreo requieren necesariamente contar con un procedimiento adecuado para el etiquetado, claro, seguro e indeleble de las muestras.
  • A mayor número de muestras elementales, más representativa es la muestra global resultante.
  • Lo ideal es que el protocolo o método de muestreo a emplear se establezca teniendo en cuenta tres cuestiones: el coste que tendrá el proceso, el trabajo que llevará realizarlo y la variabilidad o fiabilidad en el resultado.

3. Toma de muestras

En este punto se resume el Reglamento 691/2013, con el fin de facilitar el proceso de toma de muestras, obteniendo una muestra global lo más representativa posible del lote a estudio.

3.1 Instrumentación

El instrumento de muestreo debe estar hecho de materiales que no puedan contaminar los productos de los que se hayan de tomar muestras. El instrumento destinado a múltiples utilizaciones será fácil de limpiar, para evitar la contaminación cruzada.

Instrumentación recomendada para el muestreo:

  • Muestreo manual:
    • Pala de fondo plano y bordes verticales.
    • Sonda con hendidura larga o compartimento. Las dimensiones de la sonda deben ajustarse a las características del lote muestreado (profundidad del recipiente, dimensiones del saco, etc.) y al tamaño de las partículas del pienso.

 

  • Muestreo mecánico
    • Podrán utilizarse aparatos mecánicos para el muestreo de piensos en movimiento. Se entiende por “apropiados” que permitan muestrear, como mínimo, toda la sección del flujo.
    • El muestreo de piensos en movimiento (en grandes caudales) puede hacerse con muestradores automáticos.

3.2 Cantidades

Siguiendo el Reglamento (UE) nº 691/2013 de la comisión de 19 de julio de 2013, que modifica el Reglamento (CE) nº 152/2009 en cuanto a los métodos de muestreo y análisis, los requisitos cuantitativos de las muestras elementales para el control de sustancias o productos repartidos en los piensos* sería:

(*) Se define como cualquier sustancia o producto, incluidos los aditivos, destinado a la alimentación por vía oral de los animales, tanto si ha sido transformado entera o parcialmente como si no.

3.2.1. Lotes uniformes

Piensos sólidos a granel

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de muestras elementales
≤ 2,5 toneladas 7
≥ 2,5 toneladas 20 x nº de Toneladas que constituyen el lote muestreado (*),

hasta un máximo de 40 muestras elementales.

(*) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.

 

Piensos líquidos a granel

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de muestras elementales
≤ 2,5 toneladas o ≤ 2500 litros 4 (*)
≥ 2,5 toneladas o ≥ 2500 litros 7 (*)
(*) Si no es posible homogeneizar el líquido, se aumentará el número de muestras elementales.

Piensos envasados

Los piensos (sólidos o líquidos) pueden envasarse en bolsas, sacos, latas, barricas, etc., denominados «unidades» en el cuadro.

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de unidades de las que hay que tomar (al menos) una muestra elemental (*)
1 a 20 unidades 1 unidad (**)
21 a 150 unidades 3 unidades (**)
151 a 400 unidades 5 unidades (**)
>400 unidades

1/4 del

nº de unidades que componen el lote muestreado(***),

hasta 40 unidades

(*) Si la apertura de una unidad puede afectar al análisis (por ejemplo, piensos húmedos perecederos), constituirá una muestra elemental la unidad cerrada
(**) Cuando el contenido de una unidad no excede de 1kg o 1 l, constituirá una muestra elemental el contenido de una unidad original.
(***) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.

Piensos en bloques y piedras para lamer

Se muestreará al menos un bloque o una piedra para lamer por lote muestreado de 25 unidades, hasta un máximo de cuatro bloques o piedras para lamer.

Cuando cada bloque o piedra para lamer no supere un peso de 1 kg, constituirá una muestra elemental el contenido de un bloque o una piedra para lamer.

Forrajes y forrajes groseros

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de muestras elementales (*)
≤ 5 toneladas 5
≥ 5 toneladas 5 x nº de toneladas que constituyen el lote muestreado

(**), hasta un máximo de 40 muestras elementales.

(*) Se reconoce que en determinadas situaciones (por ejemplo ensilados) no es posible tomar las muestras elementales previstas sin causar un daño inaceptable en el lote. En estas situaciones podrá aplicarse un método alternativo, y se elaborarán orientaciones sobre el muestreo de tales lotes antes de la entrada en vigor del presente Reglamento.
(**) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.

3.2.2. Lotes no uniformes

Estos requisitos cuantitativos de las muestras elementales se utilizan en las siguientes situaciones:

  • Control de micotoxinas y de impurezas botánicas perjudiciales en las materias primas para piensos. (ver ANEXO I)
  • Control de la contaminación cruzada por un componente, incluido material modificado genéticamente, o una sustancia que no suelen estar repartidos de manera uniforme en los piensos.

En lotes inferiores a 80 toneladas se tomarán las siguientes muestras elementales:

Piensos sólidos a granel

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de muestras elementales
≤ 2,5 toneladas 18
≥ 2,5 toneladas 2,5 × 20 x nº de toneladas que constituyen el lote muestreado

(*) , hasta un máximo de 40 muestras elementales.

(*) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.

Piensos envasados

Los piensos (sólidos o líquidos) pueden envasarse en bolsas, sacos, latas, barricas, etc., denominados «unidades» en el cuadro.

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de unidades de las que hay que tomar (al menos) una muestra elemental (*)
1 a 20 unidades 3 unidad (**)
21 a 150 unidades 8 unidades (**)
151 a 400 unidades 13 unidades (**)
>400 unidades

1/4 del

2,5 × 14 del nº de unidades que componen el lote muestreado(***),

hasta 100 unidades

(*) Si la apertura de una unidad puede afectar al análisis (por ejemplo, piensos húmedos perecederos), constituirá una muestra elemental la unidad cerrada
(**) Cuando el contenido de una unidad no excede de 1kg o 1 l, constituirá una muestra elemental el contenido de una unidad original.
(***) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.

Forrajes y forrajes groseros

Tamaño del lote muestreado Número mínimo de muestras elementales (*)
≤ 5 toneladas 13
≥ 5 toneladas 2,5 × 5 x nº de toneladas que constituyen el lote muestreado

(**), hasta un máximo de 100 muestras elementales.

(*) Se reconoce que en determinadas situaciones (por ejemplo ensilados) no es posible tomar las muestras elementales previstas sin causar un daño inaceptable en el lote. En estas situaciones podrá aplicarse un método alternativo, y se elaborarán orientaciones sobre el muestreo de tales lotes antes de la entrada en vigor del presente Reglamento.
(**) Cuando la cifra obtenida sea decimal, deberá redondearse al siguiente número entero.
  1. En lotes con un peso entre 80 y 500 toneladas, se tomarán como mínimo 100 muestras elementales.
  2. En lotes con un peso superior a 500 toneladas, se tomarán un número de muestras igual a
    100 + Toneladas del lote

4. Conclusiones

Una buena toma de muestras nos va a garantizar

➢ Representatividad del lote
➢ Un buen control de calidad
➢ Resultados analíticos fiables
➢ Formulación con datos reales
➢ Ahorro económico por optimización de fórmulas
➢ Prevención de posibles problemas en granja

Sin duda, la toma de muestras es un proceso que puede llevar su tiempo y unos costes asociados, pero tampoco se debe olvidar que de ello depende básicamente el buen funcionamiento de una fábrica de piensos.

NUTEGA, SL
Servicio Técnico